NI SE LE OCURRA…

Algunos integrantes del actual gobierno municipal de Federico Gutiérrez se babean por las ganas de convertirse en aspirantes a la Alcaldía de Medellín.

Uno de ellos, que lo está pensando, e inclusive por firmas, es el secretario de despacho, Luis Bernardo Vélez Montoya, quien fue en varias ocasiones concejal de Medellín por la Alianza Social Independiente, ASI, el mismo partido, que siendo Indígena, avaló la campaña a la Alcaldía de Sergio Fajardo en el 2003.

Luis Bernardo Vélez, un tipo con un excelente sentido del humor negro para mi gusto, hizo parte de Compromiso Ciudadano y fue uno de los que ayudó a desguazar la Alianza Social Indígena, ASI, con el fin de acomodar la marca para no verse tan “conquistadores”.

Bajo el logo de la ASI Indígena, Luis Bernardo, entre otros “mestizos chapetones” se engulleron la torta burocrática durante las alcaldías de Sergio Fajardo y Alonso Salazar.

Cuando Aníbal Gaviria llegó al poder en el 2012 también con la “colaboración” del gobierno saliente de Salazar, Luis Bernardo pensó que seguiría con el “favor” del rey, asunto que fue lo contrario.

Lo cierto con Vélez Montoya, es que después de más de 8 años de “hegemonía” política, es poco lo que le queda en el inventario como para empujar un proyecto tan complejo como los es una campaña al gobierno local.

Al Secretario de Inclusión Social de Medellín sólo le queda la oportunidad de pegársele a un buen cacique político para que, a la hora del reparto, lo convierta en un buen “nombrado” a un cargo estatal.

Ahora, también es cierto que Luis Bernardo no traviesa por el mejor momento al interior del gobierno municipal, especialmente con “el hombre del lapicero”, para lo que recomendamos paciencia que hace tomar mejores decisiones…

Ruben Benjumea

Soy periodista por vicio y bloguero por pasión y necesidad. Estamos fortaleciendo otra forma de hacer periodismo independiente, sin mucha censura, con miedo a las balas perdidas, pero sin cobardía.