¡QUÉ ABUSO!

La propuesta de Reforma Tributaria, eufemísticamente llamada con intención, Ley de Financiamiento, es un completo atropello a las clases media y baja del país y al mismo tiempo una muestra irrefutable de lo que nos espera en lo que queda de gobierno.

El afán de ponerle IVA a los productos de la canasta familiar no es nuevo, ya en el 2003, durante la presidencia del “Fefe de Fefes”, la Corte Constitucional había tumbado el intento con el argumento de que tal “iniciativa” era inconstitucional por inequitativa; en 2006, bajo la tutela del mismo Presidente la “iniciativa” fue presentada de nuevo al Congreso de la República, tal cual se presenta ahora, con devolución a los más pobres y todas esas arandelas populistas que todavía no es claro qué buscan.

En aquel momento la propuesta de gravar los huevos, el arroz y lo demás, fue un completo escándalo, incluso los mismos uribistas, muchos de los cuales ya no lo son, la consideraron de medida antipopular y “descarada”.

Pero quizás una de las voces con más autoridad en el momento que más se opuso a la medida fue la del contralor Antonio Hernández Gamarra, quien además apuntaba: “devolver el IVA a los más pobres no sería más que un foco de corrupción”.

La andanada de críticas que ha sufrido la propuesta del dúo dinámico Duque-Carrasquilla, ha sido arrasadora, medios de comunicación, (con excepción de blu radio), políticos, gremios y organizaciones de todo tipo han manifestado su oposición.

Incluso al interior del partido de gobierno se ha generado un doble discurso, muy peligroso, pues no se sabe qué esperar de los manipuladores por excelencia de la opinión pública. Por un lado, el ilustrado Presidente de la Cámara Alta, Ernesto Macías, planteó que qué más podía hacer un gobierno al que el anterior le había dejado el país en la bancarrota. Por el otro el “Fefe de Fefes”, a quien por historia la propuesta no le molesta, ha pretendido crear una bonificación o prima a los trabajadores con el fin de que sean capaces de sobrellevar el incremento al mercado mensual que una reforma como la planteada acarreará a los hogares colombianos.

Otros integrantes de CD han hecho un llamado al gobierno para que modifique el aparte de poner IVA a la canasta familiar.

La pregunta sería cómo el presidente Duque, ungido por el “Fefe” se atreve a lanzar una propuesta con la que su partido no está de acuerdo, de ser así este salió campeón, peor, para CD, que Santos, pero todos sabemos que no es así, detrás del doble discurso del partido de gobierno hay otra verdad, no se sabe cuál es, pero, como las brujas, de que la hay la hay.

Adolfo Ospina

Licenciado en Educación Español y Literatura de U de A, apareció hace unos 4 años a este proyecto. Especialista en pedagogía de la lengua escrita de la Universidad Santo Tomás, Ambientalista y defensor de los derechos de los animales, peor que Vallejo.