DUDAS EN TÍTULO

Desde que se conoció la manera en la que la Dirección Nacional del Partido Liberal repartió entre congresistas y grandes electores de la colectividad el número de avales para las elecciones territoriales de octubre, algunos quedaron insatisfechos.

Apretándose los dientes, varios integrantes del trapo rojo quedaron incómodos por la manera en que César Gaviria se reunió en un apartamento para repartir avales, como cuando un jefe de banda delincuencial reparte el botín con sus compinches. Pero no se le puede pedir peras al olmo, qué más se va a esperar de César y sus amigos.

Lo cierto es que esa repartición de avales, fue, por primera vez en Antioquia, la ratificación que el “gran varón”, como diría Willie Colón, en el escenario electoral es el Senador Liberal Julián Bedoya, un joven sin escrúpulos, y que a toda costa, con la ayuda de su amigo y político Adolfo León Palacio, pretende convertirse en el mayor elector en el Departamento.

La ambición de Bedoya Pulgarín es de tal proporción, dicen los que lo conocen, que tanto sus electores como los integrantes del liberalismo en Antioquia saben que el joven congresista no tiene límites a la hora de proponerse un objetivo, al punto que algunas de sus actuaciones han sido cuestionadas y otras denunciadas ante las autoridades competentes.

Ahora el senador antioqueño tendrá que responder por la apertura de investigación penal que solicitó el abogado Carlos Eduardo Naranjo Flórez por los posibles delitos de falsedad material en documento privado, fraude procesal, ejercicio ilegal de la profesión y concierto para delinquir.

El hecho que generó la solicitud de la investigación ante la Fiscalía General de la Nación tiene que ver con los cuestionamientos que ha tenido el congresista Julián Bedoya en la manera presuntamente irregular en la que obtuvo su título profesional de Abogado por parte de la Universidad de Medellín que orientan los también liberales rector Néstor Hincapié Vargas y Concejala de Medellín Aura Marleny Arcila Giraldo.

De acuerdo con el Abogado, Naranjo Flórez, la denuncia, radicada ante el ente fiscalizador el 28 de mayo de esta vigencia, con copia al Ministerio de Educación y Procuraduría General de la Nación, también involucra a algunos profesores y directivos del centro de educación superior. Ver solicitud de denuncia

Lo complejo para la Universidad de Medellín, es que nuevamente se encuentra involucrada en otro posible escándalo de corrupción.

En el año 2016, este portal denunció la manera en que, al parecer, empleados de dicha Universidad, vendía los exámenes del concurso de méritos a los interesados en participar en la puja por una gerencia de una ESE u Hospital Público en el Departamento.

INVESTIGACIÓN EN PIE

Integrantes del Cuerpo Técnico de Investigación, CTI, de la Fiscalía General de la Nación, continúan con las pesquisas no sólo en la Alcaldía sino también en la Universidad de Medellín con el fin de esclarecer los hechos que indican que desde el claustro educativo se vendieron exámenes para el concurso de méritos con el propósito de proveer los gerentes de varios hospitales de la ciudad y el departamento. Seguir leyendo…

Ruben Benjumea

Soy periodista por vicio y bloguero por pasión y necesidad. Estamos fortaleciendo otra forma de hacer periodismo independiente, sin mucha censura, con miedo a las balas perdidas, pero sin cobardía.