HISTORIAS DE EMPRENDEDORES

HISTORIAS DE EMPRENDEDORES

El Servicio Nacional de Aprendizaje, lanzó el libro “Creer y Emprender”, en el que se narran 16 historias de emprendedores exitosos del SENA, quienes cuentan desde su experiencia los retos que debe enfrentar una persona que quiere llevar una idea de negocio al siguiente nivel.

Al mismo tiempo, las historias de vida revelan consejos para superar las dificultades y consolidar negocios a través de sus protagonistas de regiones San Andrés, Cundinamarca, Valle del Cauca, Sucre, Risaralda, Cauca, Cesar, Boyacá, Huila y Bolívar.

El director del SENA, Carlos Mario Estrada, manifestó que en cada rincón de del país se construye el futuro con las manos, ideas y talante de miles de emprendedores.

“Detrás de cada caso de éxito hay mujeres y hombres que comparten sus luchas e ilusiones. Cada uno de ellos inspiró al SENA a presentar este libro, que además de acercarnos al mundo real de la creación y la innovación, se convierte en un referente a través de testimonios reales”, expresó Estrada Molina.

Estos emprendimientos abarcan la agricultura, tecnología, industria manufacturera, turismo e industrias creativas, entre otros.

El hilo conductor del libro se basa en la gran apuesta del SENA en materia de emprendimiento basada en el Modelo 4K, como se le conoce por estar integrado por cuatro capitales: Sicológico, Soporte, Semilla y Social.

“De cada tipo de capital nos llegan las experiencias de los ciudadanos y de nuestras aliadas en este esfuerzo: empresas y entidades que se han sumado al compromiso de promover la cultura y espíritu que son la razón de ser de estas páginas, así como apoyar a quienes quieren hacer realidad su propósito de crear empresa para, de esta manera, contribuir a la generación de más oportunidades al momento de crear empresa y construir país”, agregó el director del SENA.

Para Francia Inés Hermida, creadora de Akdemia, una academia de danza en San Andrés Islas, este proceso de emprender con el SENA se traduce en escuchar mucho, leer, estar abiertos porque cuando los emprendedores se cierran lo que creen, lo que tienen en mente y que no hay otro camino.

“A veces nos demoramos más por ser tercos. Cuando llega un acompañamiento como el del Fondo Emprender y otros, nos toca tener la mente abierta para aceptar otras posibilidades, para cambiar el plan si es necesario, en el momento menos indicado porque hay que hacer cambios. Segundo, ser persistentes, no decaer a pesar de sentir que ya no podemos más. Hay que darnos un momento de tregua, pero continuar”, dijo.

“CREER Y EMPRENDER”

Deja un comentario