martes, junio 18, 2024

Lo último

Noticias relacionadas

TIRO AL BLANCO N° 244

Unos 5.000’000.000 (cinco mil millones de pesos) le costará a la Alcaldía de Medellín el desmonte y la restauración de la fachada de las Cajas que conforman la Biblioteca España, construida durante la Administración de Sergio Fajardo.
Según los resultados de los estudios adelantados por la Universidad Nacional, es necesario desmontar la fachada de las tres cajas antes que por causa del viento, la humedad y la radiación solar se vaya al piso completamente.  
El Subgerente de Proyectos Urbanos Integrales de la Empresa de Desarrollo Urbano, EDU, ingeniero Jorge Montoya, quien participó en la Comisión Accidental que lidera el Concejal Bernardo Alejandro Guerra, sostuvo que la fachada es un elemento no estructural que por la variación del clima se vio afectada.
La fachada compuesta por una piedra esmaltada de color café está sujeta con un perno demasiado pequeño a las Cajas chapetonas que no les dio resultado, lo que pone en tele de juicio al constructor, interventor y ejecutores del proyecto, aspecto que podría generar un posible detrimento patrimonial.
Lo cierto es que “Medellín sacó 5 en demoliciones”, la demolición de la Torre 5 de Space, el colapso del patio 5 de Bellavista, y 5 mil millones de pesos que le constará al bolsillo de los medellinenses la magnífica obra fajardista.
Varios diputados se preguntan sobre la clase de campaña que inició el cuestionado Secretario de Infraestructura Física, Mauricio Valencia. La curiosidad se generó después de conocerse los recorridos que viene haciendo por las diferentes zonas de Antioquia.
Valencia, acompañado de dos periodistas del gobiernista Canal Teleantioquia, otros de El Colombiano, el gerente de Servicios Públicos, algunos asesores y la comunicadora de dicha secretaría, encabezaron una colosal caravana por varios municipios del suroeste del departamento a la que sólo le faltaron voladores y botella tapa roja.
Desde la Duma especulan sobre la posibilidad que tiene Mauro Valencia de convertirse en aspirante de la Gobernación de Antioquia como sucesor del «absolutamente precioso»… La comitiva tiene como objetivo verificar la instalación de la valla institucional para proclamar las obras de mejoramiento de las vías de Antioquia. 
Pero la realidad sobre la ejecución de obras y proyectos de infraestructura en Antioquia es otra. Dicen varios ex contratistas que hay unos 85 proyectos, algunos en el 70% de ejecución que venían desde la administración del encarcelado ex gobernador Luis Alfredo Ramos, que fueron suspendidos por orden del actual mandatario seccional.
Lo cierto es que algunos de esos ex contratistas y ex interventores de obras, después de dos años de haber iniciado el nuevo gobierno, piensan en demandar al departamento por el abandono de las obras, situación en la que se podría tipificar otro detrimento patrimonial por las decisiones inconsultas del actual gobernador.
El Politécnico Jaime Isaza Cadavid, es una de las entidades que presta servicios de interventoría, pero Fajardo no ha querido pagarle debido a que tiene “diferencias conceptuales” con el actual rector Gilberto Giraldo Buitrago, a quien quiso tumbar del cargo sin lograr su objetivo en la última reelección…
Bastante incómodo se quedó el Diputado de Antioquia Jorge Gómez, integrante del Polo Democrático Alternativo, después que la Presidencia de la Asamblea le impidiera realizar un Foro sobre la Reforma a la Salud en el recinto de la corporación en el que participarían candidatos al Congreso de la República.
Resulta que al Presidente Rigoberto Arroyave le entró un frio gélido entre las piernas y salió corriendo muerto del susto a asesorarse de la Oficina Jurídica de la Gobernación, en la que por obvias razones le impidieron prestar el recinto para el evento.
“Arrodilloberto”, remoquete con el que apodan al Presidente sus compañeros de curul, se dejó amedrentar de la gobernación donde a control remoto le dijeron que argumentara que era pertinente no hacer el foro para evitar problemas, enredos e inhabilidades con la aplicación de la Ley de Garantías.
La Procuraduría General de la Nación llamó a indagatoria preliminar a varios funcionarios del gobierno departamental, con el fin de aclarar las presuntas irregularidades que pudo cometer Sergio Fajardo en la emisión de bonos de deuda pública por $300.000.000.000 (trescientos mil millones de pesos) y créditos por otros $100.000.000.000 (cien mil millones de pesos) para beneficiar a Bancolombia, banco de propiedad del Grupo Empresarial Antioqueño, GEA.
El quejoso Amílcar Puentes solicitó al Ministerio Público el 25 noviembre de 2013 investigar a Fajardo por pretender beneficiar a Bancolombia de propiedad del grupo económico que financió su campaña a la Gobernación de Antioquia. De acuerdo con la Procuraduría General de la Nación en los próximos días serán llamados a testimoniar varios diputados de Antioquia, entre ellos Adolfo León Palacio.
Los habitantes del municipio de Envigado se encuentran al punto de un infarto por el incremento intempestivo de los avalúos catastrales de sus propiedades que entre diciembre de 2013 y febrero de 2014 se incrementaron entre un 90% y 150%.
Lo paradójico de la decisión del Alcalde Héctor Londoño es que al parecer las facturas se repartirán y tienen plazo para pagar hasta mucho después del 9 de marzo, día de elecciones para Congreso de la República.
Desde la Asamblea Departamental argumentan que la medida del Londoño pretende evitar protestas que en determinada circunstancia podría afectar a los candidatos liberales que apoya la Administración. Ver facturas
Al parecer por un mal momento está atravesando el candidato a la Cámara de Representantes por el Partido Liberal, Carlos Arturo Piedrahita, a quien le prevén una fija carbonizada en las elecciones del 9 de marzo.
En los mentideros políticos se rumora que la cosa anda floja y que hasta el gerente de campaña un tal Juan Manuel Ruiz le renunció al igual que otros «pesos pesados».
Lo que es claro, es que Piedrahita ya no es el candidato de la Universidad Cooperativa de Colombia como lo fue en el pasado, debido a que la institución educativa no está participando en esta contienda electoral.
En la campaña al Senado de la médica Marta Ramírez están convencidos que lo mejor que le ha pasado en esta contienda fue dejar las malas compañías. Lo que en determinado momento significó un remezón perder el apoyo del cooperativista octogenario Jenaro Pérez Gutiérrez en la actualidad se convirtió en una fortaleza.
A la campaña de la conservadora han estado llegando integrantes del Partido de la U, como Alex Flórez y el ex candidato al Concejo de Medellín Javier Rodas que esta semana le llenó un auditorio con más de 500 personas, sin contar los eventos realizados en Plaza Mayor con más de 4 mil asistentes y las caravanas en los municipios del bajo cauca antioqueño.
Por su parte, Marta Ramírez denunció el abandono en el que gobierno de Sergio Fajardo tiene a los niños y jóvenes de algunos municipios del Bajo Cauca que tienen que estudiar hacinados, en patios con tierra, en salones improvisados bajo techos de zinc, la falta de maestros e infraestructura.
“Hagan una mafia para denunciar fiscales y toda esa güevonada”. Fueron las desafortunadas declaraciones del comandante del ejército colombiano el general Leonardo Barrero, disimuladas por el escándalo de corrupción en que se vio envuelta la Institución castrense. Y es que más que el dinero que se envolate o que se pague en comisiones lo que nos debe parar el pelo a los colombianos son las declaraciones del alto mando militar que se pueden  interpretar como una posición institucional sobre los falsos positivos.
No olvidemos que los falsos positivos fueron una práctica frecuente en la presidencia de Álvaro Uribe, consistentes en la ejecución extrajudicial de jóvenes que luego eran uniformados y reportados como guerrilleros dados de  baja en combates. Entre los más significativos para el país están los falsos positivos de Soacha, municipio cercano a la capital, donde a punta de tomates se lo recordaron al expresidente en su actual campaña al senado de la república.
Lo verdaderamente grave del asunto radica en que el más alto mando del ejército, el general Barrero, después del presidente, deje entre ver dos cosas: por un lado, el desconocimiento de la fiscalía como el órgano natural de investigaciones y acusaciones del Estado, y por otro lado, mucho más grave aún, que se justifiquen los falsos positivos y se busque a cualquier costo medios de defensa de integrantes de las fuerzas armadas que han sido vinculados por el uso de esta práctica poco ética y que debe catalogarse como delito.
Lo que no deja de sorprender es que los medios y el alto gobierno asuman como realmente condenable, que no es menor, la corrupción en la contratación en esta entidad y que, hagan oídos sordos a la implícita validación de los falsos positivos como mecánica de guerra, que es lo que se puede percibir en una de las grabaciones.
Mucho menos tranquilizan las declaraciones del ministro de defensa, que a propósito está pasado de dimitir al cargo, cuando acusa a los medios de comunicación de ser enemigos del ejército porque denuncian lo que al interior de una de las instituciones más fuertes del país, con aproximadamente 300.000 hombres, está sucediendo. Ministro, está buscando el ahogado río arriba.
Por: Camilo Benjumea Zuluaga
Yo en Santa Marta estaba con mi papá en una playa llamada Playa Cristal sentados en la arena y va saliendo en la arena como un cangrejo.
Yo Camilo me asusté, suspiré y morí sarcásticamente para los que no les gusta decir la palabra “me morí”. Mi papá cogió el cangrejo y no era un animal, era una cáscara de naranja.
Artículo anterior
Artículo siguiente
Ruben Benjumea
Soy periodista por vicio y bloguero por pasión y necesidad. Estamos fortaleciendo otra forma de hacer periodismo independiente, sin mucha censura, con miedo a las balas perdidas, pero sin cobardía.