domingo, julio 21, 2024

Lo último

Noticias relacionadas

ASUNTO DE MOCOSOS

El trino puesto por el exministro de economía del expresidente César Gaviria, el connotado economista Rudolf Hommes, evidenció un problema adicional al económico y sanitario generado en la cuarentena: la salud mental de las personas y especialmente de los mayores de 70 años, que han estado aislados socialmente por más tiempo que el resto de mortales y que a diferencia de aquellos tendrán que permanecer unos días más encerrados.

Para el exministro la postura gubernamental frente a los viejos es un asunto de irrespeto y de violación de los derechos más fundamentales de los ciudadanos. Hommes, quien durante su ministerio fue uno de los abanderados de la apertura económica planteó que lo hecho por el incapaz era un asunto de “mocosos”.

Y es que lo que se ha hecho con la excusa de proteger a esta población más vulnerable por su condición física ha sido para muchos un atropello a aquellos que todavía tienen completa lucidez y son socialmente funcionales.

Claro es que lo sucedido en Italia donde una gran cantidad de ancianos murieron a raíz del Coronavirus, alertó al mundo entero sobre las consecuencias más letales del virus y la necesidad de tomar medidas extremas con este sector de la población, pero también es muy cierto que en esta etapa de la vida es indispensable el contacto social y sentirse productivo.

Desgraciadamente en nuestra cultura el viejo ha sido relegado a un segundo plano, convirtiéndolo en un costo bastante oneroso para el sistema de salud y es allí donde radica el verdadero motivo del encierro de los viejos.

En Italia, aplicando lo que se ha denominado medicina de guerra, cientos de viejos murieron por falta de atención clínica dedicada en cambio a personas más jóvenes. Costo beneficio de la inversión.

El problema se resume en la gran duda que ha tenido que resolver el mundo entero durante el tiempo de pandemia: economía o salud. Pese a la certidumbre de que el virus se propagará en el mes venidero aumentando el número de contagiados y de muertes a raíz de él, la producción y el consumo tienen que activarse. Tremendo lío para los líderes mundiales.

Sin embargo la queja del exministro tiene mucho más de fondo, el encierro en jaulas de oro de los viejos también es un asunto de percepción y valoración de ellos. Desgraciadamente occidente se ha encargado de alargar la vida, vaya usted a saber si con calidad.

Sabiduría es lo que en otras culturas significa un viejo, y así es su valor, si lo que se quiere es ponerlo en términos del modelo capitalista, el valor del conocimiento, de la experiencia, de la mesura, de la paciencia.

Hablarlo desde aquí, desde esta etapa de la vida es fácil, sería interesante valorar la medida del aislamiento social absoluto de los viejos desde la postura de ellos mismos, algo así como un consejo de ancianos que determinara el camino a seguir de sus pasos.

Adolfo Ospina
Licenciado en Educación Español y Literatura de U de A, apareció hace unos 4 años a este proyecto. Especialista en pedagogía de la lengua escrita de la Universidad Santo Tomás, Ambientalista y defensor de los derechos de los animales, peor que Vallejo.