MALAS RELACIONES

Al exvicepresidente administrativo del Grupo SURA, Fernando Ojalvo, el jefe David Bojanini le quitó la oportunidad de pertenecer al Consejo Directivo de la Caja de Compensación Familiar de Antioquia, COMFAMA.

La exempleada en la organización y quien conoció a Ojalvo también contó que el reputado subalterno trabajó por casi 30 años para el GEA y siempre gozó de prestigio y respeto al punto de convertirse en un referente como empresario.

Sin embargo, después que el mismo Fernando Ojalvo en la Asamblea de Asociados de COMFAMA, acudiera a los libros de ética para salvar su “señorío”, algunas versiones lo señalan por supuestos y dudosos apoyos y acompañamientos a personajes cuestionados, asunto que en la actualidad, generan malestar en el cuerpecito del más visible del Grupo Empresarial Antioqueño, GEA.

Sin el ánimo de entrometerme en la vida personal de Fernando Ojalvo debe tenerse en cuenta que su pareja sentimental, compañera y nueva esposa es la señora Lina Vélez, quien desde hace años se desempeña como Directora de la Cámara de Comercio de Medellín.

Entre las incomodidades del Presidente del Grupo SURA, se encuentra la cercanía entre Fernando Ojalvo y Lina Vélez con el cuestionado Mauricio Vélez Cadavid señalado de participar en la presunta estafa a varios médicos, anestesiólogos y empresarios, quienes fueron dueños de la Clínica Sagrado Corazón del barrio Buenos Aires en Medellín.

Ese escándalo, además, de las demandas que se redactaron en el escritorio del bufete del exfiscal general de la nación, Alfonso Gómez Méndez son la causa de algunos de los dolores de cabeza de Bojanini, por haberse revelado, además, que entre los socios del nefasto negocio liderado por Vélez Cadavid se encuentra el actual gerente financiero de ARGOS, Alejandro Piedrahita, quien está ad portas de salir de esa empresa por tal motivo.

El otro trago amargo que le causa nauseas a Bojanini es que, al parecer, tanto Ojalvo como su compañera sentimental Vélez son quienes le han ayudado a Mauricio no solamente a integrar la junta directiva de la Cámara de Comercio, sino también, la del Metro de Medellín en representación como suplente de la Presidencia de la República.

Fernando Ojalvo, entiende y deberá entender que ya no pertenece al “Grupo” y que las relaciones laborales y personales mal concebidas pueden afectar el ocaso de su vida profesional como él mismo lo expresó en la Asamblea de Asociados al punto de admitir que señalar a Bojanini como el causante de su salida de COMFAMA le cerrará demasiadas puertas.

Sigue…

Ruben Benjumea

Soy periodista por vicio y bloguero por pasión y necesidad. Estamos fortaleciendo otra forma de hacer periodismo independiente, sin mucha censura, con miedo a las balas perdidas, pero sin cobardía.