viernes, abril 19, 2024

Lo último

Noticias relacionadas

CURUL EN RIESGO

hya

Aunque por el momento en la contienda electoral, la atención se la han llevado los aspirantes a coronarse como candidatos únicos a la Alcaldía y Gobernación, las cábalas para repitentes y quemados en el Concejo de Medellín y Asamblea de Antioquia son bastante interesantes.

Un pajarito, que no es el de “Maduro” me contó que un Precandidato a la Gobernación de Antioquia por el Partido Conservador de quien no recuerdo su nombre, está que vende hasta los calzones, con el propósito de apoyar a varios liberales que pretenden apostar por una curul en el Concejo de Medellín.

Dicen que la tarea es hacer sudar a Carlos Mario “El Flaco” Mejía para cobrarle el zafarrancho que armó el año pasado en el Área Metropolitana en el que se vio involucrado uno de sus hermanos.

Con el ingreso al escenario político de Centro Democrático, los duchos en el tema aseguran que el uribismo obtendrá una bancada para el Cabildo Municipal de entre 5 y 6 curules.

Esa afirmación, de convertirse en realidad, modifica sustancialmente el número de curules que en la actualidad conforman el recinto por cada partido. Es decir, los partidos minoritarios tienen una gran tendencia a desaparecer del Concejo, mientras que los más fuertes perderán taburetes.

Por ejemplo, el Partido Liberal en la actualidad posee cuatro curules, Aura Marleny Arcila, Fabio Rivera, Bernardo Alejandro Guerra y el Flaco Mejía. Podrían sostenerse esas cuatro curules, pero qué pasa…

Aura y Guerra son precandidatos a la Alcaldía y en caso de perder la consulta o consenso para ese propósito, tienen la curul asegurada en el Concejo. 12 y 13 mil votos obtuvieron cada uno respectivamente hace cuatro años y hay que aceptar que se han movido para sostener su presencia en la corporación.

Ahora Fabito, mi muchacho, late echado. Con sus cerca de 10 mil votos y el trabajo permanente de su grupo convierten a Rivera como uno de los concejales de Medellín que conservará su silla.

Sin embargo la situación del Flaco Mejía es diferente y más complicada por ser el último de la fila. Hace cuatro años Carlos Mario Mejía obtuvo 6.916 votos, favoreciéndolo la gracia divina de una chamuscada.

Pero la actual contienda electoral tiene dos componentes con nombre propio que podrían quitarle la curul al Flaco. Héctor Jaime Garro y Adolfo león Palacio ambos Diputados de Antioquia quieren una curul en el Concejo a partir del 2016.

Garro, quien pertenece al mismo grupo gavirista, obtuvo para la Asamblea de Antioquia en las elecciones pasadas 27.572 votos de los que 8.025 los logró en Medellín, mientras que Palacio Sánchez sacó 26.037 votos en el Departamento de los que 6.122 fueron en la Capital de Antioquia. Ahora Palacio tiene a su mejor antiprietista el Representante a la Cámara Julián Bedoya, quien se hará reventar para golpear al precandidato Eugenio Prieto Soto.

En otras palabras, si Carlos Mario Mejía decide mantener su curul en el Concejo de Medellín le tocará remangarse para incrementar su votación, porque de lo contrario, está por fuera…

Artículo anterior
Artículo siguiente
Ruben Benjumea
Soy periodista por vicio y bloguero por pasión y necesidad. Estamos fortaleciendo otra forma de hacer periodismo independiente, sin mucha censura, con miedo a las balas perdidas, pero sin cobardía.