martes, mayo 28, 2024

Lo último

Noticias relacionadas

QUEMADOS HASTA EL EGO

En una conversación con la nueva concejala de Medellín por el Partido Centro Democrático, Lina Marcela García Gañan sostuvo que es mejor afrontar 10 divorcios al mismo tiempo que una quemada política en una elección popular.

“Eso es muy duro”, dijo, y en ese sentido, lo que deberán estar pasando los concejales salientes Bernardo Alejandro Guerra, Ramón Emilio Acevedo, Luz María Múnera, Héctor Preciado y posiblemente Ricardo Yepes no será muy bueno.

Lo que está claro sobre Bernardo Alejandro y Luz María es que harán mucha falta al interior de la corporación, dos estilos diferentes, pero beligerantes a la hora de afrontar el control político, el deber ser de un concejal.

A Bernardo sin temor a equivocarme, la manera en que afrontó varios de sus debates le generó dificultades hasta al interior de su propio partido, situación que no fue problema.

El problema, creo yo, es que cuando se deposita la mayor confianza electoral en el “voto de opinión”, bastante incontable, incontrolable cuantitativamente se asume un mayor riesgo.

Por su parte, a Luz María Múnera el Movimiento Obrero Independiente Revolucionario, le pasó factura por dos asuntos, uno por no haber apoyado la candidatura presidencial de Sergio Fajardo el año anterior, y dos, por haberse salido del MOIR para montar rancho aparte.

El MOIR en Medellín y Antioquia, orientado por el Representante a la Cámara Jorge Gómez, le sacó candidato al Concejo, un muchacho Amaury con quien partió la votación, ni el uno, ni el otro, y esa curul se perdió irremediablemente.

Ahora bien, la coalición Cambio Radical – MIRA, lograron dos curules para la corporación con Juan Felipe Betancur y Ricardo Yepes, quien actualmente se desempeña como vicepresidente del Concejo.

Para infortunio de Yepes Pérez, el anuncio que hiciera el excandidato a la Alcaldía Alfredito Ramos en el sentido de aceptar una curul en el Cabildo que le ofrece el Estatuto de Oposición le tumba la silla al integrante de Cambio Radical.

Artículo anterior
Artículo siguiente
Ruben Benjumea
Soy periodista por vicio y bloguero por pasión y necesidad. Estamos fortaleciendo otra forma de hacer periodismo independiente, sin mucha censura, con miedo a las balas perdidas, pero sin cobardía.