jueves, julio 25, 2024

Lo último

Noticias relacionadas

LA CULPA ES DE LA IZQUIERDA

Lo claro de la medida de aseguramiento con detención domiciliaria contra el expresidente y senador Álvaro Uribe por la presunta manipulación de testigos, soborno y fraude procesal, es que tiene a los integrantes de Centro Democrático y a más de un seguidor de muerte lenta.

Vuelve y juega el Estado de Opinión por encima del Estado Social de Derecho, una realidad en la que divagaremos hasta las próximas elecciones presidenciales del 2022 en las que Uribe será un tema obligado de campaña.

Marchas, consignas “libérenlo ya”, cacerolazos, pitos, protestas uribistas, además de tías y mamás de derecha de infarto, así caiga la mía, será el pan de cada día, tras conocerse la medida adoptada por la Corte Suprema de Justicia con el propósito de evitar que el procesado afecte la investigación y recopilación de información.

Lo cierto es que independientemente del proceso que afronta el expresidente en el alto tribunal, lo que también hay que analizar son las repercusiones que se empezaron a generar a raíz de su detención domiciliaria entre los seguidores de la “doctrina uribista”.

Mientras el presidente Duque sale a manifestar solidaridad con su jefe, como lo hicieron, además, los exmandatarios Pastrana, Samper y Santos, el resto de los uribistas no tienen brújula.

La senadora Paloma Valencia fue la encargada de anunciar la Asamblea Nacional Constituyente, propuesta medio muerta para adelantar la reforma a la justicia que debe ser revisada por la misma Corte Constitucional, renuente a la creación de un sólo alto tribunal. Esa propuesta uribista, tiene mensaje claro, los cuestionamientos contra Uribe son infames y los problemas son por la mala administración de justicia…

También la senadora Paola Holguín envió mensaje a las “reservas” para estar atentos. Ya se escuchan versiones tendientes a la creación de un nuevo partido político.

Habrá de todo como el botica. Los interrogantes que tienen muchos de los seguidores fundamentalistas de Uribe es qué será del futuro de Centro Democrático sin su jefe natural, en qué posición quedará el presidente Iván Duque con respecto a su partido político, si se tiene en cuenta que quienes lo ayudaron a elegir, ni le copian, ni le creen. Lo único que salva el gobierno de Duque es: “¡vacuna covid19 ya!”, de lo contrario es un Estado fallido dicho por los mismos uribistas…

Con el representante a la cámara por Centro Democrático, César Eugenio Martínez, quien no oculta su tristeza, impotencia y frustración por la situación que afronta su jefe de colectividad hablamos de todo un poquito para concluir que los uribistas están convencidos que los males de la Patria son culpa exclusiva de la izquierda. Ver programa

Ver MEDIDA CON “CONJUEZ

Artículo anterior
Artículo siguiente
Ruben Benjumea
Soy periodista por vicio y bloguero por pasión y necesidad. Estamos fortaleciendo otra forma de hacer periodismo independiente, sin mucha censura, con miedo a las balas perdidas, pero sin cobardía.