sábado, julio 20, 2024

Lo último

Noticias relacionadas

TIRO AL BLANCO N° 185

GERENTE METRO

En el Palacete de la Democracia, más conocido en el bajo mundo de la política como el Centro Administrativo, La Alpujarra, hay expectativa sobre el futuro de la Gerencia del Metro de Medellín.
Resulta que el actual Gerente, Ramiro Márquez, entregó los documentos para acceder a su respectiva jubilación, aspecto que tiene tanto al Gobernador, como al Alcalde con bastante curiosidad sobre las fichas que se están moviendo desde la Presidencia de la República.
Además, la posible postulación desde la Presidencia de Santos para ese cargo del excandidato a la Alcaldía de Medellín por el Partido de la U, Federico Gutiérrez quedó desechada debido a que tanto Fajardo como Gaviria se opusieron rotundamente a ese nombre.
Incluso varios de los integrantes de la U que hoy tienen representación en el Congreso y en los gobiernos departamental y municipal, cuestionaron a Fico por haber sido permisivo con sus posturas frente a la situación de inseguridad de Medellín, mientras hacia el lobby para el cargo, y después de haber perdido esa posibilidad, su postura se volvió más fuerte.
Lo cierto, es que, por el momento, el postulado con más fuerza para ocupar la Gerencia del Metro, es el excandidato a la Cámara de Representantes por el Partido de la U, Fernando Correa Peláez, quien cuenta con la bendición del Presidente de la República.
Después de la llegada de la Reina del Pop al Aeropuerto José María Córdoba, se dirigió al restaurante Doña Rosa. Madonna se zampó su chicharrón, y además solicitó que le empacaran una libra de bofe y chunchurria para deleitar el paladar con las viandas paisas.
Se cumplieron los pactos políticos para la designación de los nuevos integrantes de la Mesa Directiva del Concejo de Medellín para el año 2013, que continuará apoyando el gobierno del Alcalde Aníbal Gaviria.
De acuerdo a los pactos de hace un año aproximadamente, y a la postulación que hiciera el cabildante Álvaro Múnera se eligió como nuevo Presidente del Concejo al conservador Nicolás Albeiro Echeverry Alvarán con 20 votos positivos y uno en blanco.
Echeverry Alvarán es Abogado y Especialista de Derecho Administrativo de la Universidad de Medellín. Es conferencista internacional del Instituto Nacional Demócrata y ha sido cabildante en cuatro periodos y Diputado de Antioquia. Fue Director del Departamento Administrativo del Medio Ambiente de Antioquia, DAMA, y  Presidente del Consejo Directivo de Corantioquia, Cornare y Corpourabá.
Un detalle interesante durante la elección de la nueva mesa fue la presencia del Abogado Edgar Giraldo, quien en otrora trabajara con chamuscados líderes liberales. Hoy está apoyando a Echeverri Alvarán con un positivo trabajo comunitario en el Comuna 15 y con un nicho importante en San Rafael en el oriente de Antioquia.

Pese a que la Alianza Social Independiente, ASI, continúa en caída, el médico Luis Bernardo Vélez Montoya manifestó su asombro por la postulación que presentó su amigo de universitario Ramón Acevedo y posterior elección como Vicepresidente Primero del Concejo con 21 votos a favor. 
Su asombro no fue por su designación, porque ya la sabía, sino por haberse cumplido los pactos políticos, teniendo en cuenta que el nuevo Vicepresidente Primero ha sido, en algunas ocasiones, durísimo con algunos de los secretarios del gobierno gavirista. 
Luis Bernardo Vélez Montoya es Médico Cirujano de la Universidad de Antioquia, ha sido concejal de Medellín en tres periodos, y además, se ha desempeñado como Subsecretario de Salud de Antioquia, Gerente de Productos Vitagrano y Director de la Corporación Talentos.
 

El Partido Liberal tendrá también su representación en la Mesa Directiva. Para la Vicepresidencia Segunda fue elegida la Concejala Aura Marleny Arcila Giraldo, una mujer de carácter, contadora de profesión con Especialización en Política y Legislación de la Universidad de Medellín.

La nueva Vicepresidenta, postulada por su compañero de bancada Fabio Humberto Rivera, es la única representante del reino femenino en el Cabildo Municipal, elegida con 20 votos positivos y uno nulo.
Arcila Giraldo ha sido Concejala de Medellín en tres periodos, hace parte de la Consiliatura de la Universidad de Medellín, y se desempeña además, como Directora Financiera de la Frontino Gold Mines.
    
 
Perteneciente a las huestes del Concejal por el Partido Verde, Miguel Andrés Quintero “El Marranito”, fue nombrado como Secretario General del Concejo de Medellín, el jovencito Juan David Palacio Cardona.
Palacio Cardona es Abogado de la Universidad Eafit con Especialización en Gobierno y Gestión de la Universidad Católica de Colombia. De desempeñó como Gerente de la Empresa Metropolitana Aburrá Sur.
Antes de la elección de la Nueva Mesa Directiva del Concejo de Medellín, fui a buscar de la manera más desapercibida un sitio medianamente oculto para agudizar los sentidos. Al sentarme en la silla, me tropecé con el excandidato al Concejo por el Partido Conservador, Daniel Quintero y hermano del actual Cabildante Miguel Andrés, a quien le dedicamos unas cuantas líneas en la edición anterior.
Daniel Quintero, expuso las bondades y los motivos y argumentos por los que decidieron postular a Juan David Palacio para el cargo. Lealtad y trabajo político, eso dijo. 
En el encuentro con Daniel Quintero entendí varias cosas sobre este nuevo cuartel político del Partido Verde, declarado por algunos de sus integrantes desertores de los postulados caudillistas del fajardismo en Antioquia.
Por un lado, argumentan que Margarita Vanegas será fija Candidata a la Asamblea Departamental en las elecciones territoriales de 2015, y por el otro, aunque no lo dijo, el mismo Daniel, quiere hacerse contar en las elecciones para Congreso del 2014.
En 20 minutos, más o menos, este muchacho expuso su interpretación sobre el ejercicio de la política y sobre la importancia de la honestidad y la transparencia, palabras totalmente manoseadas en los últimos ocho años en Medellín y Antioquia. Ese caballito de batalla, se les convirtió en todo un güelengue, en un táparo…
Sin embargo, aunque parezca un asunto de mera filantropía, Daniel Quintero, se la está pasando por estos días liderando la Jornada: “Sembremos por un Deseo, aunque el mundo se acabe mañana”, actividad que en cierta medida, le ayudará a sus intenciones políticas.

“Sembremos por un Deseo, aunque el mundo se acabe mañana”, es una iniciativa que nació en Medellín, a la que se han vinculado varias ciudades y municipios del país, con el fin de llevar un mensaje de esperanza y recuperación de los recursos naturales.

El 20 de diciembre a partir de las 9:00 de la mañana en el Cerro Nutibara, se convocará a la ciudadanía para que siembre un árbol, actividad que buscas romper la indiferencia frente a lo que pasa en el entorno. Ver Video

Completamente reprochable fue la posición homofóbica del Senador ultragodo Roberto Gerlein, quien logró desviar el debate del Proyecto de Ley que busca reglamentar el matrimonio gay en Colombia, acatando el mandato de la Corte Constitucional.

Inconcebible más aún, que en el Congreso de la República todavía hagan parte esta clase de brontosaurios con más de 150 millones de años de edad. Robertosaurio, el papá del abuelito del neandertal, sostuvo que el sexo entre homosexuales es sucio y merece repudio. Además, agregó que: «Merece repulsión el catre compartido por dos varones, que horror».
Lo paradójico de esta discriminación del congresista que lleva más de 40 años comiendo de los dineros del Estado, es que este tema en que el tiene que ver el “sexo excremental”, tiene de ancho como de largo.
La doble moral de Roberto Gerlein es de mayúsculas proporciones. Mientras critica a los homosexuales y los discrimina, en la costa norte colombiana tienen prácticas como la zoofilia de la que nadie se escandaliza. Tener sexo con un caballo, una codorníz, una gallina de lidia, un zorrito, una zarigüeya, un marrano, un pato, una comadreja o un caimán, es como la gastronomía, al que le gusta le sabe. Los curas y obispos se comen dos o tres chiquitos en una sentada y nadie se escandaliza…
“CHICLE PA’LA PELÁ”

Dicen los cronistas que Don Octavio, es un viejito que vive en el municipio de Tuchín, en el departamento de Córdoba, con sus 17 hijos y cinco mujeres, a las que se brinda cariño permanentemente. Sin embargo, entre las cinco madres, existe otra que a quien Don Octavio ha cuidado con esmero los últimos años. Cecilia es la que se lleva la mejor parte en esta larga historia de amor.

A sus 75 años de edad, Don Octavio, se levanta a las 4:00 de la mañana tres veces por semana, llevando en la mano el “chicle pa’la pelá”. La linda “Ceci”, una nena de mediana estatura, ansiosa y silenciosa espera a su amante en el mismo palito. Y así, sin reproches, sin censuras, en un delicado vaivén de su propietario, con el abrazo de los hermosos amaneceres de la costa, Don Octavio y “La Ceci” se funden en uno solo con la fresca del rocío.
Podríamos asegurar que el costeño Roberto Gerlein sabe para qué sirve o cuál es la función que cumple el “chicle pa’la pelá”. Ese manojo de yerba, tiene la única función de entretener a “La Ceci”, para evitar que patee, y por eso nadie se escandaliza…
Por: Adolfo León Ospina Mejía y yo.
Estaba seguro que el columnista Ospina Mejía, tocaría un tema trascendental como la pérdida del agua en San Andrés, la homofobia de Gerlein o el chicharrón de Madonna. Pero no, me equivoqué, el tema que propuso para esta semana sobrepasó el umbral de la importancia, fue mucho más arriesgado y eso, estoy seguro lo pone en un total riesgo, es más, lo convierte en objetivo militar.
Las reflexiones de Ospina, son una permanente queja común y frecuente tanto por ellas, como por nosotros, los hombres.
Dice Ospina que: Entre estas y aquellas, sentados en Raza Café, hicimos una interesante terapia de pareja colectiva. Nosotros los del género masculino, en otras palabras, los sufridos del programa, hacíamos públicas nuestras quejas en torno a lo difícil y complicado que es tener una mujer contenta. Es una labor difícil, porque cuando lo están, poco les dura, estar contentas…
Si existe algo que incomode a un hombre por parte de su mujer, es la permanente llamada telefónica GPS, aquella de cada 30 o 45 minutos que sólo tiene el objetivo de ubicar la res: ¿cómo estás?… ¿y dónde estás?… ¿y qué más?… hablamos ahora… Y uno piensa: ¿y de qué putas vamos a hablar ahora, si hablamos todo el día?…
Mencionamos también en esa ocasión que las mujeres hacen de manera permanente reclamos injustificados: ¿vos no me querés?, ¡han pasado más de tres horas y no me has llamado!, y esta no falta: ¿Por qué no contestas el teléfono? Este interrogante siempre, pero siembre, se hace precisamente en el momento en que uno se encuentra más ocupado.
Hace un par de días, un Agente de Tránsito me inmovilizó el vehículo porque venía hablando por el celular sin manos libres. Le explicaba que era imposible debido a que no tenía celular, obviamente para evitar la multa. En ese mismo momento, el celular sonaba y sonaba, e inclusive pensé que iban a quemar el dispositivo…
Lo más duro para nosotros los hombres, es la imposibilidad de compartir espacios y momentos con nuestros amigos. Nosotros hablamos cosas de hombres, de carros, del trabajo y un poco mierda, las mismas historias de hace 20 años en la universidad. Sin embargo, a ellas esa clase de reuniones les causa urticaria y más interrogantes: ¿qué estará haciendo?, ¡eso fue que se voló! y una afirmación más, que además, es patética y dolorosa: ¡esos amigos son malas compañías!
A los hombres, las mujeres nos extirpan hasta el derecho a patalear, nos impiden reclamar, porque pese a los argumentos, siempre tenemos la culpa. A su favor y a nuestro disgusto, esa claridad con la que nos califican de egoístas y tranquilos cuando de una relación afectiva se trata, es imperdonable, es un pecado mortal de la mayor gravedad posible, que genera nuevamente la siguiente pregunta: ¿vos no me querés?…  
Ellas, cuando carecen de argumentos, se remiten a la descurtida frase de cajón para defenderse: “a las mujeres no hay que entenderlas, sino quererlas”, y en eso estamos totalmente de acuerdo, pero que joden, joden, por todo o por nada, y si no hay nada se lo inventan…
Artículo anterior
Artículo siguiente
Ruben Benjumea
Soy periodista por vicio y bloguero por pasión y necesidad. Estamos fortaleciendo otra forma de hacer periodismo independiente, sin mucha censura, con miedo a las balas perdidas, pero sin cobardía.