viernes, abril 19, 2024

Lo último

Noticias relacionadas

COSAS DE CAMPAÑA

jkv1Siempre hemos admitido que las campañas electorales, evaluadas desde la línea organizacional son empresas que un grupo de amigos piensan en crear un fin de semana para que funcione tres meses aproximadamente. No existe una empresa que con esas características funcione bien en el mundo.

A escasos cinco meses para el día de elecciones territoriales las campañas electorales son “mecas” de la improvisación y el oportunismo. En una campaña que se respete, tapar huecos es el común denominador. Son muy pocos los políticos que han construido empresas electorales en las que mitigar el riesgo es una misión permanente.

A 150 días de las elecciones para alcaldías, gobernaciones, concejos y asambleas, las campañas políticas apenas están empezando a consolidar sus verdaderos grupos de trabajo.

En el Partido Centro Democrático, por ejemplo, el candidato a la Alcaldía, Juan Carlos Vélez Uribe tendrá que ajustar varias tuercas y aceitar el motor para evitar que se le inunde.

Entre algunos de los reparos, a tiempo de solucionar, es que solicitan en el interior del uribismo la necesidad de que los congresistas de CD se pongan las botas para asumir la campaña, al igual, que los candidatos que hacen parte de los primeros renglones de la lista al Concejo, que por sentir asegurada su curul, se están haciendo los de la oreja mocha.

Otro de los aspectos a tener en cuenta por parte del candidato son las personas que lo rodean. Asistentes y asesores que limiten el acercamiento y la expansión de la campaña son nefastos para consolidar una campaña con opción de poder, porque lo claro es otra cosa, mientras Uribe no se eche la campaña al hombro la posibilidad de triunfo se disminuye considerablemente.

Artículo anterior
Artículo siguiente
Ruben Benjumea
Soy periodista por vicio y bloguero por pasión y necesidad. Estamos fortaleciendo otra forma de hacer periodismo independiente, sin mucha censura, con miedo a las balas perdidas, pero sin cobardía.